¿Alguna vez se ha preguntado de dónde vienen todas esas decoraciones que se usan en Navidad? No se trata de “duendes navideños” sino de personas reales, en China. Yiwu es la ciudad que cuenta con el mayor número de fábricas de ornamentos navideños alrededor del mundo.

En esta ciudad hay más de 600 fábricas que hacen más del 60 por 100 de las decoraciones navideñas del mundo. Muchos de sus trabajadores son explotados, algunos trabajan para ganar un dólar al final del día.

Trabajan entre 14 y 18 horas. Tienen 15 minutos para comer y cuatro horas para dormir en cuchitriles situados en las mismas fábricas. Al anochecer, las trabajadoras son registradas para comprobar que no han robado nada. Con sus puertas de metal y sus barrotes en las ventanas, estos talleres parecen más un cuartel militar. Así es como los chinos son competitivos.

No hay comentarios