INICIAMOS LA XL ASAMBLEA DEL MOVIMIENTO CULTURAL CRISTIANO

552

En el marco del Aula Malagón-Rovirosa, Universidad de los pobres para la promoción y la formación de militantes cristianos, comienza hoy 12 de agosto de 2021 la Asamblea anual del Movimiento Cultural Cristiano, sin duda el momento más importante del año en el que poner en común la revisión de todo el trabajo del curso y acordar las líneas de trabajo del siguiente.

La Asamblea es diálogo que ensancha, ahonda y da continuidad al deseo de un grupo de amigos de responder a los problemas reales del mundo en el que vivimos, analizados colectivamente.

Hace 40 años se celebró la 1ª Asamblea del MCC en Burgos, militantes de distintas ciudades de la geografía española viajaban para encontrarse y dar los primeros pasos de una nueva organización al servicio de la lucha por la justicia por razón de fe y amor a los hermanos que sufren.

Decíamos ya entonces y hoy sostenemos, que los lazos de amistad no nos adormecen en el gozo del pasado, sino que nos impulsan a construir futuro.

En la propaganda con la que se anunciaba este encuentro allá en 1981, y ante una sociedad donde la economía, la cultura, la política sufrían una crisis profunda, marcada por el cambio de la dictadura a la democracia burguesa, nos preguntábamos: ¿Seguiremos tranquilos? ¿Cuándo el hombre será el protagonista de la Historia?

En medio de este Imperialismo transnacional que tiene dimensiones mundiales y es de carácter totalitario, afirmamos que solo desde la base de una sociedad fuerte, consciente de estar en un mundo en guerra de los poderosos contra los débiles, organizada y orientada al Bien Común, se puede responder eficazmente.

Queremos vivir la solidaridad entendida como “compartir hasta lo necesario para vivir”, poniendo en común bienes, vida y acción, asociadamente, en familia de famílias, aquí y en el tercer mundo.

El capitalismo salvaje que aplasta a la mayoría de la humanidad no puede con la gratuidad y el sacrificio de hombre y mujeres que complementariamente intentamos entregar nuestra vida a poder ser voz de los sin voz, desde nuestras plataformas y experiencias profesionales, junto a otros. La Promoción personal y colectiva es una marcha hacia la libertad, como decía y vivió Guillermo Rovirosa.