¡Seamos la voz de los niños esclavos! No a la esclavitud infantil

770

16 de Abril –Día internacional contra la esclavitud infantil

  • El 77% de los niños que emigran por el Mediterráneo sufre abusos.
  • Cada día muere 1 niño de hambre en hospitales de Venezuela
  • En los países enriquecidos surgen nuevas esclavitudes para niños y jóvenes

 Hoy en día la infancia es la primera víctima de la injusticia en nuestro mundo, un mundo en guerra donde los poderosos, aplastan a los más débiles e indefensos.

Esta es una humanidad con más de 65 millones de refugiados, que se mueven entre alambradas, tiendas de campaña y barro, donde los niños sufren todo tipo de vejaciones a su dignidad. En Siria o Turquía, en la India o Bangladesh, en Uganda o en el Congo se exponen a la trata, a la guerrilla, a la esclavitud laboral o al tráfico de órganos.  Las armas, las bombas, la violencia y el hambre, los llevaron de un sitio a otro, los sacaron violentamente de sus casas, con o sin familias, a merced de mafias y traficantes.

El 77% de los niños que emigran por el Mediterráneo sufre abusos, esto ocurre en la puerta trasera de Europa. Todavía tenemos en nuestras retinas la imagen de cómo se encadenaba a los subsaharianos en Libia, tratados como en los peores siglos del comercio de esclavos. ¿Por qué permitimos la esclavitud en pleno siglo XXI?

Muchos niños mueren antes de nacer por el aborto, y otros muchos fallecen de hambre en los hospitales de países como Venezuela, ¡un niño muerto al día en alguno de los centros!. Otros pequeños pasean por los suburbios de las grandes urbes de los países de Iberoamérica, comerciando con lo que pueden, o sometidos, a los dictados del crimen.  Incluso hay miles de niños a los que se les pone un arma en la mano desde la infancia, para garantizar uno de los mayores negocios que existen.

En nuestro mundo enriquecido, el aumento exponencial de consumo de vehículos eléctricos o de consolas de videojuegos, puede traer más especulación con minerales como el Coltán en el Congo, y si no lo remediamos, más guerrillas, con niños reclutados a la fuerza.

También en este mundo de derroche y consumismo surgen nuevas esclavitudes. Y no es otra que la esclavitud de millones de niños y jóvenes, que enganchados al móvil, a la videoconsola o  al ordenador son testigos ocultos y también víctimas, de la esclavitud sexual de la pornografía y la prostitución, que somete a otros millones de niños.

Estas adicciones, que se generan en los países enriquecidos, encadenan a los jóvenes y provocan víctimas a ambos lados de las fronteras; con el objetivo del lucro más abyecto de un sistema económico que se beneficia de ello.

Por todo lo anterior, cada 16 de Abril celebramos el Día Internacional contra las causas de la Esclavitud Infantil en memoria de Iqbal Masih.  Iqbal fue un niño cristiano, esclavo paquistaní, que fue asesinado en 1995 por luchar contra la esclavitud de los niños. Un testimonio de lucha solidaria y asociada, un faro que ilumina la vida de jóvenes y mayores.

Gracias a su testimonio y al de otros militantes que dieron su vida, salimos a las calles, para denunciar un sistema económico y financiero que se aprovecha del hambre y la esclavitud de los niños. Un sistema basado en el robo de los recursos naturales de sus países de origen, que se lleva sus mejores científicos, técnicos y profesionales; y deja a las familias a la intemperie de la guerra, de la violencia, o de la inflación y la miseria. Son unos mecanismos salvajes basados en las mismas causas que generan explotación y precariedad en los países enriquecidos, disfrazando con el apellido de “colaborativo”, la utilización más despreciable del ser humano.

No podemos permanecer callados ante esta situación, por eso ponemos “voz a los sin voz”, para que la sociedad conozca las causas, económicas, comerciales, políticas, culturales que provocan la esclavitud. Combatir la esclavitud de los niños desde la raíz, es una obligación de cada día, para construir un mundo más justo y más humano.

Creemos que la solución comienza en la promoción cultural de los adultos y de los niños, en la promoción personas que luchen solidariamente contra las causas de esta lacra.

Por eso invitamos a toda persona de buena voluntad a apoyar esta campaña permanente, que desde 1995 viene afirmando, que se puede acabar con la esclavitud de los niños, si queremos. 400 millones de niños nos observan.

¡Pongamos las manos en el arado! ¡Justicia para los niños esclavos! ¡Seamos la voz de los niños esclavos!

Acude a las concentraciones contra las causas de la esclavitud infantil en España e Iberoamérica. Infórmate en solidaridad.net y en la web dedicada a Iqbal Masih

Descarga aquí el comunicado “Seamos la voz de los niños esclavos”