LOS POBRES EN LA EUROPA DEL SIGLO XIX. LA SOLIDARIDAD: LA FUERZA TRANSFORMADORA.

3788

La aportación más seria de los pobres el valor de la solidaridad.. Es una aportación vivincial, no intelectual. Para los pobres, la asociación es el gran medio de liberación y transformación social . esto nosotros lo podemos rechazar desde nuestro individualismo y lo despretigiamos; pero el movimiemto obrero no le fue facil conseguir el derecho de Asociación. Por este derecho muchos van a dar la vida y fue su primera gran batalla. Recogemos una serie de testimonios muy clarificadores de esta etapa de las historia que se procura hoy silenciar por los ´intelectuales ´, escuelas y universidades que sirven al neoliberalismo imperante.
Cuando en 1855, el capitán General de Barcelona prohibe las sociedades obreras, el incipiente movimiento obrero español reacciona con la primera huelga general de España cuyo lema será Asociación o muerte.

Muy pronto comprenderán que su gran enemigo no estaba tanto en los que lo explotabann, cuanto en ellos mismos, en la tentación siempre presente y acechante del individualismo. la solución de los problemas más graves que mantenían en la miseria a la clase trabajadora, se buscará en el protagonismo del pueblo a través de sus propias asociaciones.

LA ASOCIACIÓN COMO MEDIO DE TRANSFORMACIÓN
La asociación es tenida por los pobres como su gran medio de liberación.

«Los sufrimientos de todos , más todavía que los sufrimientos individuales de cada uno, nos habían agrupado…»
(Jules Leroux, Obrero Tipógrafo, 1833)

«Nosotros, los que sufrimos, no contamos más que con nosotros mismos, sentimos el mal, busquemos un remedio inmediato y eficaz, apliquémoslo. Yo creo que lo encontraremos en la asociación… Comprendéis todos perfectamente que la asociación tiene la doble ventaja de agrupar todas los fuerzas y de dar a ese todo una dirección. Si quedamos aislados, dispersos, somos débiles… Es preciso, pues, un lazo que nos una, una inteligencia que nos gobierne; es preciso una asociación.»
( Efrahen, obrero zapatero, De la asociación de obreros de todo y los cuerpos del estado)

¿Cuál es el espíritu que debe guiar la asociación? Para este zapatero no será otro que la amistad y la fraternidad.

Asociación y cultura eran las armas de los entusiastas obreros españoles, que empezaban a ver como las mejores e imprescindibles para luchar por su emancipación:

«¿La miseria y la ignorancia son las principales plagas que sufre el pueblo?. Pues guerra a ambas. Contra la ignorancia, escuela, periódicos y libros; contra la miseria asociación.»

PROTAGONISMO OBRERO

En los orígenes del movimiento obrero s exigirá el protagonismo de su lucha y la autogestión como forma de organización. Es plenamente consciente que la solución a su situación de opresión , no está en la beneficiencia, ni le puede venir desde arriba o desde fuera de si mismo, sino que reside en su protagonismo. La emancipación de los trabajadores debe ser obra de los trabajadores mismos y los esfuerzos de los trabajadores para conquistar su emancipación no ha de tender a constituir nuevos privilegios.

Democracia burguesa, no; porque ella no ha sabido resolver los problemas sociales (…) pero dictadura del proletariado tampoco porque no es el odio quien debe guiar nuestro pensamiento, sino la fraternidad

(Angel Pestaña: Lo que aprendí en la vida)

Cuando la iniciativa viene de lo alto, de la autoridad superior o de los patrones, no inspira más que a los obreros una mediano confianza. Se sienten o se creen dirigidos, conducidos, absorbidos sois libres, organizaos, tratad vuestros asuntos vosotros mismos… »

(Tolain, L´Opinion nationale. 2 de octubre de 1861)

… Hemos proclamado bastante que no queremos más salvadores… la experiencia enseña a las clases obreras que no deberán contar más que consigo mismas…»

Luis Chaloin, militante obrero francés)

La libertad y la autonomía obreras son las condiciones necesarias de su existencia, sus progresos, de sus éxitos. Siempre que el movimiento obrero permaneció fiel a esa línea directriz, se desarrolló; al contrario, siempre que solicitado por los partidos políticos o por los encantadores de muchedumbres, se desvió de ella, retrocedió.

(DOLLEANS, EDUARDO: Historía del Movimiento obrero. ZYX. Madrid. 1973)

A través de estos testimonios se evidencia el espíritu autogestionario, contraria las perspectivas de Marx y Lenin que concedían mucha confianza al trabajo de los líderes y dirigentes, a los profesionales de la revolución.

La Autogestión es una actitud cultural permanente, no una idea teórica, tiene profundas raíces en la Historia de liberación de los hombres y los pueblos sometidos a la explotación. es en definitiva una marcha hacia la libertad.

CULTURA OBRERA

Era posible pensar en un mundo nuevo desde una nueva cultura que hizo temblar al capitalismo de entonces. Una cultura de la solidaridad, basada en la convicción de que la generosidad y la gratuidad podían cambiar la sociedad.

» La Historia del movimiento obrero es en su hondón último la historia de una emancipación cultural»

Carlos Díaz

..». La parte de la sociedad dominante no estaba interesada en el que el pueblo trabajador adquiriese conocimientos y cultura general, y su ofensiva contra las Casas del Pueblo adquirió caracteres de gran violencia. Aquella clase dominante, retrógrada e ignorante, enemiga de todo lo que significase progreso y avance cultura¡ de los trabajadores, veía en la educación y adquisición de cultura y
conocimientos de la clase obrera un peligro para su constante afán de dominio. Preveía y acertaba en el supuesto, que los trabajadores se enfrentarían a sus explotadores con la misma firmeza y decisión al conocer sus derechos y saberlos exponer y razonar para defenderlos…»

(Justo Martínez Amutio, militante socialista, discípulo de Pablo Iglesias)

«Todos los que hacían el periódico tomaban su responsabilidad en serio, y a esa función lo sacrificaban todo; si era necesario también la vida. Pero no había esa coincidencia en los redactores y administradores solamente, sino también en el personal de los talleres, jóvenes y no jóvenes. Cuando era necesario, cuando había que afrontar una crisis, una dificultad, también el personal obrero renunciaba al horario habitual y al salario. Así se formó como una vasta familia solidaria, y en ella se vivía y se sufría a gusto… El diario era algo sagrado para todos nosotros y había
más probabilidad de tener que darle mucho más de lo que de él se percibía para sobrevivir precoriamente…»

(Diego Abad de Sontillán. Memorios.1897-1936. Planeta. Madrid. 1977)

SOLIDARIDAD UNIVERSAL. INTERNACIONALISMO OBRERO

Considerando:
Que la emancipación de los trabajadores debe ser obra de los trabajadores mismos; que los esfuerzos de los trabajadores por conquistar su emancipación no han de tender a constituir nuevos privilegios sino a establecer para todos los mismos derechos y los mismos deberes;
que la sujeción del trabajador al capital es fuente de todo esclavitud política, material y moral;
que por lo mismo la emancipación económica de los trabajadores constituye el gran objetivo al que debe subordinarse todo movimiento político,
que los esfuerzos realizados hasta ahora han fracasado por falta de solidaridad entre los obreros de las diferentes profesiones en cada país, y de unión fraternal entre los trabajadores de diversas regiones;
que la emancipación de los trabajadores no es un problema únicamente local o nacional, que, por el contrario, este problema interesa a todas las naciones civilizadas, quedando necesariamente subordinado su solución al concurso teórico y practica de las mismas;
que el movimiento que se está efectuando entre los obreros de los países más industrializados del mundo entero, al engendrar nuevas esperanzas, da un solemne aviso para no incurrir de nuevo en antiguos errores, aconsejando combinar todos los esfuerzos hasta ahora aislados,
(…)
Declaran que esta Asociación Internacional, así como todas los sociedades e individuos que a la misma se adhieran, reconocerán como base de su conducta para todos los hombres la verdad, la justicia y la moral, sin distinción de color, de creencia o de nacionalidad.
Consideran corno un deber proclamar no solamente para ellos los derechos del hombre y del ciudadano, sino para todo los que cumplan sus deberes»,
(Estatutos de la Iª Internacional, 25 al 29 de Septiembre de 1865. Bruselas)

ASISTENCIALISMO.

Los trabajadores descubrieron la dignidad de la persona rechazando todo tipo de asistencialismo y paternalismo, viendo en ello su sumisión, así nos encontramos con hechos que nos deben interrogar hoy:

» NO MÁS HOSPITALES DONDE LA CARIDAD SIRVE DE MÁSCARA A LOS MALVADOS, NO MÁS CUIDADOS GRATUITOS; NO MÁS MÉDICOS PARA POBRES i JUSTICIA Y NO LIMOSNA!»

» CUANDO OS HABLEN DEL REPARTO DESDE ARRIBA, ENVIARLOS AL CUERNO. NO OS CONFORMÉIS CON EL AUMENTO DE SUELDO, NI LA DISMINUCIÓN DE LAS HORAS DE TRABAJO. QUEREMOS QUE LAS TIERRAS, LAS FÁBRICAS, LAS MINAS Y ÚTILES DE TRABAJO SEAN POSESIÓN DE LA HUMANIDAD. QUE SE DERRUMBEN LAS INJUSTICIAS SOCIALES Y POR PRIMERA VEZ REINE LA PAZ, El AMOR Y EL TRABAJO SOBRE LA FAZ DE LA TIERRA»

… AYER, AÑADIÓ, SE PRESENTÓ UN PATRÓN A ELLOS Y LES DIJO: TENGO UN CORTIJO DE 150 FANEGAS A DISPOSICIÓN DEL SINDICATO, ENTONCES UN OBRERO RESPONDIÓ: PERFECTAMENTE EL SINDICATO TIENE UN AZADÓN A DISPOSICIÓN DE USTED».

LA MEJORA DE NUESTRA SUERTE DEBE VENIR DE NOSOTROS MISMOS! LAS LIBERTADES NO SE MENDIGAN, SE ARRANCAN DE LA LUCHA FRANCA, QUERER ES PODER.!

(Artículos de periódicos obreros).

y que decir del sindicalismo hoy:

«LO MAS PREOCUPANTE DE LA SITUACION ACTUAL ES QUE LOS PARTIDOS DE IZQUIERDA, Y TAMBIEN LOS SOCIALDEMOCRATAS, HAN PERDIDO LO QUE ERA UNA DE SUS CARACTERISTICAS MAS FUNDAMENTALES: EL SENTIDO INTERNACIONALISTA (…), MIENTRAS LA PRODUCCION Y LA ECONOMIA SE HAN MUNDIALIZADO Y ESTAN DOMINADAS POR GRANDES EMPRESAS Y MULTINACIONALES, NO SE HA SABIDO CREAR EL CONTRAPODER INTERNACIONAL NECESARIO (…) HACE SESENTA AÑOS EL MOVIMIENTO OBRERO TENIA UNA MAYOR DIMENSION INTERNACIONALISTA, Y LAMENTABLEMENTE AHORA SE HA PERDIDO.»

Nicolás Redondo.

«POR LO QUE RESPECTA AL NUCLEO CENTRAL DE LAS MASAS ASALARIADAS DE EUROPA Y NORTEAMERICA QUE GOZAN SIN INMUTARSE DE SUS AUTOMOVILES, DE SU CONFORT Y DE SU ABUNDANCIA MATERIAL MIENTRAS MILLONES DE SERES HUMANOS DE OTROS PAISES CARECEN DE ALIMENTOS, DE VIVIENDA, DE VESTIDO, DE CULTURA Y DE LO MAS ELEMENTALEMNTE HUMANO, ESTAN PERDIDAS DEFINITIVAMENTE PARA TODA ACCION MORAL Y MATERIALEMNTE RENOVADORA. SON UNA NUEVA VERSION DE AQUELLA PLEBE ROMANA QUE APLAUDIA BEODA EN LOS CIRCOS MIENTRAS LOS ESCLAVOS, LOS CRISTIANOS Y LOS GLADIADORES ERAN ARROJADOS A LAS FIERAS».

Heleno Saña.

INCLUSO LOS OBREROS ILETRADOS QUE NO ESTABAN EN CONDICIONES DE LEER LOS FOLLETOS, LOS LIBROS Y LA PRENSA OBRERA, PROCURABAN INSTRUIRSE Y SUPERAR SU IGNORANCIA ACUDIENDO A LOS MITINES, A LAS CONFERENCIAS Y A LAS REUNIONES DE SUS COMPAÑEROS DE CLASE.
JUAN DIEZ DEL MORAL AL REFERIRSE A LA VOLUNTAD DE APRENDER QUE REINABA ENTRE LOS OBREROS DEL CAMPO ANDALUZ A PRINCIPIOS DE SIGLO, ESCRIBE:

`SE LEIA SIEMPRE; LA CURIOSIDAD Y EL AFAN DE APRENDER ERAN INSACIABLES; HASTA DE CAMINO, CABALGANDO EN CABALLERIAS, CON LAS RIENDAS O CABESTROS ABANDONADOS, SE VEIAN CAMPESINOS LEYENDO; EN LAS ALFORJAS, CON LA COMIDA, IBA SIEMPRE ALGUN FOLLETO…
ES VERDAD QUE EL 70 O EL 80% NO SABIA LEER PERO EL OBSTACULO NO ERA INSUPERABLE. EL ENTUSIASTA ANALFABETO COMPRABA SU PERIODICO Y LO DABA A LEER A UN COMPAÑERO, A QUIEN HACIA MARCA DEL ARTICULO MAS DE SU GUSTO; DESPUES ROGABA A OTRO CAMARADA QUE LE LEYESE EL ARTICULO MARCADO, Y AL CABO DE ALGUNAS LECTURAS TERMINABA POR APRENDERLO DE MEMORIA Y RECITARLO A LOS QUE NO LO CONOCIAN».

«CON EL TRIUNFO DE LAS FORMAS BURGUESAS DE PRODUCCION, LOS CAMPESINOS Y ARTESANOS NO PERDIERON SOLAMENTE SU CONDICION SOCIAL Y PROFESIONAL, SINO TAMBIEN SU PERSONALIDAD ESPIRITUAL. TODO LO QUE HABIA CONSTITUIDO LA BASE AXIOLOGICA DE SU VIDA PERDIO POCO A POCO SU RAZON DE SER, SU ANTERIOR VIGENCIA ABSOLUTA, DERRUMBÁNDOSE ANTE EL AVANCE IMPLACABLE Y ABSOLUTO DE LA BURGUESIA…. LA REBELION DEL PROLETARIADO DEL SIGLO XIX CONTRA LA BURGUESIA INDUSTRIAL NO FUE SINO LA VARIANTE DE UN FENOMENO SOCIAL TAN ANTIGUO COMO LA MISMA HUMANIDAD: LA LUCHA DEL PUEBLO CONTRA SUS OPRESORES».

Heleno Saña.

«LOS OBREROS SE QUITABAN HORAS DE SUEÑO PARA AUTOEDUCARSE, ESCRIBIR SUS PERIODICOS, REUNIRSE EN SUS ATENEO Y DIALOGAR. EL ASALARIADO ACTUAL DISPONE DE MAS TIEMPO QUE EL DE OTRAS EPOCAS, PERO ESTE TIEMPO DISPONIBLE NO LO DEDICA EN GENERAL A MENESTERES CULTURALES, SINO A LAS DIVERSIONES Y FORMAS BANALES DE OCIO QUE LE OFRECE LA SOCIEDAD DE CONSUMO PARA ATURDIRLE, DESDE LA TELEVISION Y EL AUTOMOVIL A LOS ESPECTACULOS DEPORTIVOS Y HOBBIES».

Heleno Saña.