REPRESENTACIÓN TEATRAL de los SANTOS INOCENTES

2741

Esta representación teatral fue estrenada en una barriada pobre de Venezuela el día de los Santos Inocentes del año 2003. Una obra teatral, muy educativa para denunciar el hambre, la guerra que sufre la infancia y el silencio ´complice de nuestro mundo… Más de 400 millones de niños esclavos viven hoy en los infiernos mientras otros nos beneficiamos viviendo en la opulencia.
Por Carlos Ruiz, sacerdote miembro del Movimiento Cultural CristianoEsta representación teatral fue estrenada en una barriada de Venezuela el día de los Santos inocentes del año 2003. Una obra muy interesante para denunciar EL hambre, la guerra que sufre la infancia… Más de 400 millones de niños esclavos viven hoy en los infiernos mientras otros nos beneficiamos viviendo en la opulencia.Personajes:


  • Juez:
  • Fiscal:
  • Abogado defensor:
  • Testigos: grupo que representa la vida; grupo que representa la paz; grupo que representa la esclavitud infantil; grupo que representa el hambre:
  • Acusado: Herodes-Multinacionales del capitalismo internacional:
En el escenario tiene que esta una mesa bien visible con su mantel y su campanilla.A un lado una silla para el acusado.La megafonía.JUEZ: Orden en la Sala. Silencio (hasta que no haya total silencio no comenzará a hablar).Va a dar comienzo el gran juicio. Pido a todos los asistentes la máxima atención y silencio, ya que todos ustedes harán de jurado popular en este juicio universal.Los pobres de la Tierra han presentado ante este tribunal gran cantidad de cargos contra el acusado. Así, pues, llamo al estrado a Herodes, representante de las multinacionales que hoy dominan por entero el mundo. Que entre el acusado.(Entra Herodes, acompañado de un guardaespaldas y de alguien que representa a las sectas y que le va recibiendo dinero de él. Continúa hablando el Juez, dirigiéndose a Herodes, una vez que éste se haya sentado):Sr. Herodes los pobres de la Tierra le acusan a Usted y a las multinacionales que Usted representa de los siguientes cargos (esto lo puede leer):1º. Se les acusa de ser los dueños del mundo y dominar todo: los gobiernos, la educación, las formas de vida y hasta las formas de pensar de la humanidad entera.2º. Se les acusa de robar a los pueblos empobrecidos de la Tierra, como Iberoamérica (incluida Venezuela), África y Asia.3º. En definitiva, se les acusa de ser los responsables del hambre y del desempleo de la mayoría de la Humanidad, así como de la esclavitud de 400 millones de niños en el mundo. Tiene la palabra el Sr. Fiscal:FISCAL:Buenas tardes, señor Juez. Buenas tardes, señores del jurado.Llamo a la sala a mi primer testigo: LA PAZ. (Sube al escenario el grupo que representa a la Paz, con vendas y demás signos que evidencian las heridas de la guerra. Se colocan en ¼ del escenario).Sr. Juez y señores del jurado: acuso al Sr. Herodes (y a las multinacionales que él encarna) de lo siguiente:1º. De que hoy existan en el mundo 74 guerras provocadas todas ellas por los intereses del capitalismo internacional. Por ejemplo: en África hoy existen muchas guerras y todas ellas son causadas por los intereses de las multinacionales del petróleo y de los minerales que quieren quedarse con estas riquezas de los africanos. (Al acabar de decir esto, el fiscal señala con la mano al grupo y 1/3 del grupo cae por el suelo).2º. También les acuso de engañarnos porque sus poderosos medios de comunicación sólo hablan de terrorismo o de una guerra, olvidando a los millones de inocentes que mueren por la guerra del hambre y por los otros 73 conflictos que hoy desangran nuestro hermoso planeta. (Al acabar de decir esto, el fiscal señala con la mano al grupo y otro 1/3 del grupo cae por el suelo).3º. También les acuso de invadir naciones enteras, matando a niños, ancianos y mujeres para poder dominar mejor el mundo. Por ejemplo: lo que está ocurriendo ahora en Irak, en donde sólo han ido en búsqueda de petróleo. (Al acabar de decir esto, el fiscal señala con la mano al grupo y el otro 1/3 del grupo cae por el suelo).(El fiscal se dirige con fuerza al público y dice): Por eso, pido para el Sr. Herodes y para las multinacionales que les ayudemos a cambiar y a ser buenos hermanos del resto de la humanidad. Para ello, debemos ayudarles dejando de consumir sus productos. Estas Navidades y siempre, debemos dejar de tomar Coca-Cola, Pepsi, Polar o Regional, así como cualquier cosa hecha por multinacionales.Muchas gracias. (Aplausos del público-jurado).JUEZ:(Si hace falta, manda otra vez que se haga silencio y dice)Muchas gracias, Sr. Fiscal. Tiene la palabra el Sr. Abogado defensor del acusado:ABOGADO DEFENSOR:Buenas tardes, Sr. Juez, Señores del jurado. Reservo mi derecho al uso de la palabra hasta que el Sr. Fiscal haya llamado a todos sus testigos al estrado.JUEZ:(Si hace falta, manda otra vez que se haga silencio y dice)Muy bien, por tanto, puede continuar, Sr. Fiscal.FISCAL:Llamo a la sala a mi segundo testigo: LA VIDA. (Entra en la Sala el 2º grupo que representa a la Vida: 4 muchachas embarazadas; unos jóvenes hablando; unos niños haciendo que juegan al béisbol; otros niños que llevan cuadernos y hacen que estudian o escriben).Señor Juez y señores del jurado, ACUSO a Herodes y a las multinacionales de asesinar lo más sagrado de la Tierra: la vida, que sólo pertenece a Dios y por la cual su Hijo Jesucristo murió en la Cruz. Sí, amigos, la Vida hoy es asesinada desde el vientre de la madre, pasando por la infancia y en la juventud. Veámoslo:1º. Cuando se desprecia y se margina a la mujer, dejándola como única responsable de sus hijos. Es por eso que muchas mujeres son invitadas a abortar, a matar a sus propios hijos. Lo cual es un crimen y un gran negocio para unos pocos. (Al acabar de decir esto, el fiscal señala con la mano al grupo y las mujeres se sacan los muñecos del vientre y van dándoselos a Herodes con un fuerte grito. Herodes se los arrebata con dureza).2º. También la Vida es asesinada cuando los niños de nuestros barrios no tienen Escuelas, ni Liceos. Por ejemplo: en todos estos Barrios no hay ni un solo Liceo. Tampoco tienen espacios para jugar. Aquí viven miles de niños y no hay ni un solo parque. Por eso, muchos de ellos no tienen infancia y eso es matarles la vida. (Al acabar de decir esto, el fiscal señala con la mano al grupo y los niños que tienen los cuadernos los tiran al aire y ellos mismos se caen; los que llevan el bate y la pelota también los tiran y se caen). 3º. También la Vida es asesinada cuando los jóvenes de nuestros barrios son educados en la violencia, luego son excluidos del sistema educativo, luego no encuentran trabajo o son explotados, luego son convertidos en consumidores de drogas y alcohol… por todo ello, llega un momento en que unos matan a otros, a veces para robarse unas zapatillas de marca. (Al acabar de decir esto, el fiscal señala con la mano al grupo y un grupo de jóvenes saca sus pistolas y dispara sobre otros. Luego, unos se matan a otros y todos caen).(El fiscal se dirige con fuerza al público y dice): Por todo esto, pido que denunciemos a las multinacionales y a las instituciones políticas que ellas dominan, porque las multinacionales son tan poderosas gracias a nuestra pasividad: ¿por qué no denunciamos a las clínicas abortivas?, (Después de una breve pausa, en la que el Juez pone orden y revisa sus papeles, sigue el Fiscal). Sr. Juez y señores del Jurado: lo que hemos visto hasta ahora es muy duro y terrible, pero todavía no ha llegado lo peor. Lo peor viene ahora. Llamo al estrado a mi tercer testigo: EL HAMBRE. (Entra en la sala el tercer grupo: unos con materiales de trabajo, como palas, picos, rastrillos, etc; otros llevarán frutas, panes, flores, etc. Todos ellos dan vueltas en círculo con alegría y haciendo que trabajan y que comparten entre ellos)Queridos amigos: Dios cuando hizo el mundo, lo hizo hermoso, lo hizo para todos. Dios quiso que todos fuésemos hermanos y compartiésemos todo. Dios quiso que el trabajo nos dignificase y que nos sirviera para poder tener el pan de cada día y poder partirlo con el hermano. Pero, pronto entró el egoísmo en el mundo, por obra del diablo. Y ese egoísmo hoy lo encarnan, más que nadie, las multinacionales, que son el Herodes que mata a millones de inocentes cada día.- Por ejemplo: Bastaría con 6.000 millones de dólares para que hubiese enseñanza básica para todos los niños del mundo. Las multinacionales dicen que para eso no hay fondos; sin embargo, sólo en Estados Unidos se gastan en cosméticos 8.000 millones de dólares. – Otro ejemplo: Con 13.000 millones de dólares todos los habitantes de la Tierra tendrían medicinas y alimentos suficientes. Las multinacionales dicen que para eso no hay fondos; pero, sólo en Estados Unidos y en Europa se gastan 17.000 millones de dólares en comida para perros y gatos.(Al acabar de decir esto, el fiscal señala con la mano al grupo que está dando vueltas y se ve cómo Herodes va arrebatando las cosas que cada uno lleva para guardárselas él con un gesto de egoísmo. Cuando el último del círculo ha sido robado, van cayendo uno tras otro por orden).Por todo ello, propongo que todos nosotros recapacitemos: cada vez que nos dejamos llevar por el consumo, estamos alimentando al monstruo de Herodes. Porque, seamos sinceros: aquí en Venezuela también hay muchas personas que prefieren comprar cremas, pintauñas, gelatina, etc., antes de ser solidarios con los hambrientos. Aquí hay muchos padres de familia que se gastan en alcohol la comida de sus hijos. Aquí hay muchas madres que juegan a la lotería en vez de ser solidarias. De todas esas maneras también somos cómplices de Herodes.JUEZ:(Pone orden si hace falta y dice)Muchas gracias, Sr. Fiscal. ¿Tiene algún testigo más?FISCAL:Sí, Sr. Juez, quiero llamar a mi último testigo: LA ESCLAVITUD. (Entra un grupo de niños que hacen otro círculo y juegan a lanzarse la pelota con orden y sin brusquedad)Queridos amigos: Dios quiso que el trabajo de los niños fuese el juego y que todos pudiesen desarrollar su vocación, es decir sus cualidades a favor de los demás. Pero, Herodes (lo señala) y todos nosotros cuando colaboramos con él (y señala al público) hemos hecho que la mayoría de los niños trabajen como esclavos para que unos pocos disfruten y se den tremendas comilonas.- Por eso, hay 400 millones de niños esclavos en el mundo. Niños que trabajan haciendo los balones y las zapatillas o franelas de Nike, de Adidas o de Reebok.- También en nuestros barrios hay niños esclavos o explotados: niños que tienen que trabajar en el Mercado o limpiando autobuses o recogiendo botes de aluminio. Niños que son abusados y violados. Niños que son maltratados.(Al acabar de decir esto, el fiscal señala con la mano al grupo de niños y Herodes va colocándolos unas cadenas y todos pierden la alegría y se quedan con la cabeza agachada. Una vez que esto ha acabado, dice)Por eso, pido que hagamos otro mundo para los niños. Pido que exijamos a todos los políticos que prohíban el trabajo de los niños y que hagan posible que sus representantes tengan un trabajo digno. Por eso, les pido a todos ustedes que no compren productos hechos por niños esclavos y que colaboren con las instituciones que luchas contra las causas del hambre y le esclavitud infantil.Sr. Juez, señores del jurado: podría seguir exponiendo cargos contra Herodes y contra nuestra pasividad ante él; pero, quiero dar la palabra al abogado defensor:JUEZ:Muchas gracias, abogado defensor. Cedo la palabra al sr. Abogado defensor de Herodes.ABOGADO DEFENSOR (con sonrisa irónica, se pasea por el estrado dos o tres veces, hasta que habla): Sr. Juez y señores del jurado. He escuchado con atención todos los cargos que se han presentado contra mi testigo, el sr. Herodes. Por raro que parezca, no voy a presentar pruebas contrarias a lo que ha dicho el Sr. Fiscal. Es más: reconozco que todo lo que aquí hemos visto es cierto. Pero, antes de que ustedes digan su veredicto, quiero preguntarles algo: ¿creen que va a servir para algo su condena?, ¿no se dan cuenta de que somos nosotros, las multinacionales y nuestras televisiones y periódicos, los que decidimos lo que es verdad y mentira, lo que hay que pensar, lo que hay que sentir, lo que hay que hacer y hasta lo que hay que rezar?Ustedes nos podrán condenar, una vez más. No nos importa nada. Inmediatamente haremos una campaña en todas las televisiones y en todos los periódicos (pues todos los controlamos nosotros). En dicha campaña convenceremos a la gente –y a ustedes mismos- de que somos los buenos. Les convenceremos de que los pobres son pobres por ser tontos o por ser malos o porque –sencillamente- han tenido mala suerte.Este juicio no vale de nada. Nosotros decidimos quién es el culpable y quién es el inocente.Ustedes, los pobres, están condenados a ser nuestros esclavos para siempre. Para ello, aunque les explotemos, les llenamos de cerveza, de ron, de música estúpida y absurda, de telenovelas, de fútbol y de béisbol. Así, no piensan, así no toman conciencia y siguen tan tranquilos en nuestras manos.Incluso, les hemos dado las sectas para que les hagan creer en un falso Dios, para que no se preocupen más que de sí mismos y de su trocito de cielo, mientras que nosotros nos ocupamos de sus vidas y de su mundo.Mientras ustedes sigan dependiendo de los vicios, de la televisión o de las sectas, nada cambiará. Todo será igual y Herodes seguirá reinando en este mundo. Lo demás no nos importa. Esto es todo. JUEZ:(Pone orden, si hace falta)Gracias, señor abogado defensor. Ahora tiene la palabra el jurado popular. Pido al vocero del jurado que se acerque a la tribuna y nos comunique el veredicto: ¿Consideran a Herodes culpable de todos los crímenes de los que se le acusa o lo consideran inocente?(Se acerca un niño o un joven hasta la tribuna y dice)NIÑO-JOVEN:Me dirijo a Usted, Sr. Herodes, y a todos los pueblo de la Tierra. Usted es culpable de todos los cargos que aquí se han presentado. Lo mismo que nosotros, el pueblo, también somos responsables por nuestra apatía, flojera y por dejarnos manipular por la televisión y las sectas.Pero, también me quiero dirigir a usted, señor abogado defensor: lo que ha dicho es cierto. La gran mayoría del pueblo está en sus manos: ustedes lo asesinan y él se deja asesinar, adormecido por la tele, la cerveza, la mala música y las sectas. Sin embargo, hay algo que olvida: usted sólo se fija en lo grande. Pero, la fuerza de Dios se manifiesta en lo pequeño y en los pobres. En la larga historia de la Humanidad, todos los imperios han caído gracias a los últimos de la sociedad. También el imperialismo de las multinacionales va a caer. Y nosotros, los pobres vamos a ser quienes le tumbemos sin violencia ni odios y lo reemplacemos por la fraternidad universal.Nosotros ya no nos creemos los embustes de la tele y estamos elaborando nuestros propios medios de comunicación, como la revista ” Autogestión” . Nosotros estamos rompiendo las ataduras del alcohol, las loterías o la rumba y cada vez más jóvenes y adultos dedican su tiempo a leer, a dialogar sobre los problemas de nuestro mundo y –sobre todo- a luchar por la Justicia.Hasta los niños están organizados en los grupos Iqbal Masih, que fue un niño que nos demostró que se puede luchar contra el Imperialismo con apenas 11 años.Nosotros ya no nos dejamos llevar por los embustes de las sectas y sabemos que el mensaje de Cristo no puede ser el espiritualismo que ellas predican, sino el compromiso y la oración por los demás.Nosotros ya no tenemos miedo a Herodes ni a sus voceros. Nosotros queremos amarle y para ello queremos quitarle su poder demoníaco para que pueda ser hermano y recobre su dignidad perdida.(Tres niños se acercan a Herodes y le despojan de sus ropas de papel con las marcas de las multinacionales. Las ponen en medio y las prenden fuego. De ese fuego van encendiendo velas que reparten entre todas las personas que están caídas en el suelo y que se van levantando y poniéndose de cara al público. Se acaba cantando: Libertador de Nazaret.)FIN